Un programa formativo impartido a través del ITM de la UCAM les ha proporcionado una nueva visión para digitalizar sus productos

15 Octubre 2015
 

Cuando imaginamos las casas del futuro muchos de nosotros pensamos en el IoT Internet de las Cosas, y en cómo los objetos conectados pueden cambiar la relación que mantenemos con ellos. Este concepto se suele asociar a la domótica más que a la interacción con el mobiliario que decora nuestro hogar. Por este motivo, María y Vicente Cánovas, gerentes de la empresa murciana Newgarden, decidieron ir un paso más allá, e incorporar esta revolución tecnológica al diseño de mobiliario, iluminación y decoración de exterior de los productos que fabrican en su compañía. 

Decididos a explorar nuevas vías de negocio, estos dos hermanos entraron a formar parte del Programa de Alto Rendimiento en IoT, impulsado desde el ITM Instituto Tecnológico de la UCAM, y que finalizó el pasado mes de junio. Con los conocimientos adquiridos durante este ciclo formativo y con la ayuda de mentores y profesionales de este campo, pudieron trabajar e impulsar una innovadora línea de productos bajo el lema ‘mobiliario emocional’, uniendo su “vocación ‘design’ a la funcionalidad y tecnología que demanda el usuario”. Maceteros luminosos, bombillas controladas por Smartphones, y hasta un cubo decorativo con tecnología led, capaz de cargar la lista de reproducción de un móvil, son algunas de las últimas creaciones de estos murcianos.

La UCAM, a través del ITM, apuesta por el acercamiento de la Universidad a la empresa, no sólo mediante formación técnica específica, sino también a través de programas de consolidación y apoyo a la digitalización de la pyme murciana.