• Durante 7 semanas, 26 alumnos del curso Emprendimiento en el ámbito deportivo han trabajado su idea de negocio convirtiéndola en un proyecto sostenible y viable.
  • El porcentaje de proyectos que se convertirán en realidad en breve supera el 50%.

02 Enero 2019

Bernardo Hernández, director del curso Emprendimiento Deportivo ofreciendo una de las clases teóricas

 

Si detrás de cualquier modelo de negocio hay una necesidad, el mundo del deporte es uno de los sectores que más posibilidades de emprendimiento ofrece. Según el Anuario de Estadísticas Deportivas elaborado por el Ministerio de Educación, Cultura y Deportes (MECD) y el Consejo Superior de Deportes (CSD),en su sexta edición, el número de empresas cuya actividad económica principal es el deporte asecendió a 34.203 durante el año 2017 y el empleo vinculado a este sector ascendió a 203.300 personas.

Siendo la UCAM la Universidad del deporte no podía dejar pasar estos datos, por lo que el Instituto Tecnológico de Murcia  junto con la Fundación Incyde  y financiado por el Fondo Social Europeo,  han desarrollado el curso 'Emprendimiento en el Ámbito Deportivo' en el que han participado 30 alumnos.  Varios de ellos han encontrado trabajo durante la realización del curso, por lo que finalmente 26 han moldeado su sueño empresarial.

Bernardo Hernández, director del programa de la Fundación Incyde, asegura que “hemos trabajado la idea inicial que trajeron los alumnos, dándole un enfoque empresarial, se ha trabajado el área de marketing, creatividad, innovación o financiero en el que hemos cuantificado la fórmula de financiación de los proyectos".

El hilo conductor de este curso es el deporte, y de él han salido proyectos muy diferentes como una plataforma digital que pone en contacto entrenadores con gente que quiere hacer deporte; una escuela de equitación en la que se va a aplicar equinoterapia o un centro deportivo con un aspecto innovador, en el que se van a reunificar diferentes áreas del entrenamiento deportivo. El profesor Hernández asegura que “un emprendedor debe tener pasión, constancia y dejarse guiar en sus primeros pasos, nosotros le damos un carácter que permita que esos proyectos tengan sostenibilidad después de finalizar el curso y de iniciar la actividad”.

Una vez finalizada la mentorización de los cinco proyectos más maduros, Hénandez asegura que más del 50% de estas ideas empresariales se pondrán en marcha en breve.